El tiempo y la memoria…

Esta madrugada, al regresar de una fantástica cena a base de carne importada de Uruguay y cocinada por uruguayos… antes de acostarme he cometido un error. He echado un vistazo a las últimas noticias de ayer y después a la portada de Meneame, un lugar en el que suele estar lo mejor del día. Y me encontré con una noticia que me interesaba, piqué uno de los enlaces que me llevó a esta página web. En ella aparecen una serie de fotografías de los años 1950 y 1960, tomadas en Kabul y otro lugares de Afganistán… 


Mi mente, por su cuenta, puso delante de mis ojos una parte de mi memoria y no pude hacer otra cosa que comparar las imágenes de mis recuerdos del Madrid de esa década con las fotos de ese otro lugar tan nombrado en los telediarios desde poco después de septiembre del 2001. Cualquiera que tenga edad suficiente para recordar aquella España que compare. Seguro que no encuentra grandes diferencias, entre estas fotografías y las que entonces mostraba el régimen franquista en el NODO.

Una vez perdido el sueño… hice una simple búsqueda en el caché de Google y encontré estas otras:




Todas fueron tomadas
en Kabul entre 1964 y 1970






Muestran a mujeres y hombres en la capital de Afganistán. Estas no son propaganda del gobierno; son fotos tomadas por personas normales y en ellas se pueden ver afganos asistiendo a fiestas populares, chicas y chicos en un campus (sentados sobre la hierba y en la biblioteca) y a unos periodistas escuchando las explicaciones de un médico. Los que quieran comparar con lo que recuerden o con lo que tengan en sus álbumes de fotos de la misma época en España, estarán de acuerdo conmigo en que “ellos parecen bastante más occidentales y modernos“. 


Ahora podría, simplemente, dejar de escribir, meterme en la cama y dormir, pero ya no tengo sueño… mi mente está ocupada en adivinar que pasó en estos 40 últimos años para que imágenes como estas otras sean habituales en Kabul: 

Queda claro que las mujeres afganas siguen siendo muy bellas y también, que su cuerpo no les pertenece. Queda claro que se aplican castigos públicos de épocas pretéritas y que creíamos olvidados.


Y mirando detenidamente estas imágenes no he podido evitar imaginar que en 2012 o quizá en 2014, en Egipto, Túnez, Libia, Marruecos… se puedan tomar instantáneas parecidas a estas últimas. Entonces, hemos de pensar que nosotros desde aquí, desde Internet, con nuestro apoyo a la “primavera árabe” habremos contribuido a tal involución ?? Yo no me sentiría satisfecho de haber contribuido de alguna forma a derribar unos regímenes dictatoriales para dar paso a esto… Creo sinceramente que debemos reflexionar seriamente sobre qué causas apoyamos desde este nuestro púlpito en la Red. Y lo digo desde la desastrosa experiencia que para mi supuso otro episodio parecido, que también viví y sobre el que escribiré mañana.













Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Si lo que tienes que decir es importante, escríbelo

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s